66.

Las palabras se las lleva el viento… ¡y a los fantasmas también! Si estamos aferrados a algo que nos protege y hace bien, a veces es bueno dejarse llevar por ello. ¡Buen fin de semana para todos!
¡No te olvides de compartir!